2 ene. 2014

Quiero saber

¿Y ahora que? ¿acaso alguien va a decirme que debo hacer o callaré cada una de mis palabras dentro mío esperando que salgan solas? ¿acaso hay algo que tengo que hacer? ¿acaso debo solo no mirar hacia atrás? ¿acaso quiero no mirar hacia atrás?
Es que siento tanta inseguridad algunas veces, no quiero tomar decisiones sin saber las consecuencias, pero debo hacerlo igual. Las dudas abundan dentro mío y no sé con certeza cuando serán respondidas. O si algún día lo serán. Precisaría ser un poco más paciente quizás, solo quizás... o debería ser exactamente como soy ahora. Todo es tan simple que se torna complicado. Y no sé si seguir o quedarme en este punto exacto. Me dí cuenta de que lo importante no es lo que hay del otro lado de la montaña, si no del recorrido. De la subida. Y no importa la rapidez en la que intentes llegar, de echo, después te gustaría seguir subiendo al menos un rato más. Es ahí donde se encuentra mi pregunta: ¿aún sigo subiendo o ya llegué? ¿Todo terminó? 
Quizás sea yo la que decida si quiero seguir subiendo. O si finalmente llegué. Debo actuar.

6 comentarios:

  1. Yo creo que no deberíamos temer al pasado, ya que este no puede lastimarnos pero sí puede ayudarnos.
    Debemos ser valiente y mirar de frente a la cara porque no siempre es malo lo que nos depara.
    Mil besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exacto, no hay que temerle al pasado, pero tampoco aferrarnos a él. Otros y gracias por leer!

      Eliminar
  2. escribes de una forma muy peculiar, ¿sabías? la verdad es que se disfruta leyéndote. tú eres la única que decide cuando parar o cuando no hacerlo, aunque a veces eso ocasiona dudas e indecisiones pero al fin y al cabo, depende de ti.
    ¡ah, gracias por pasarte, leerme y seguirme! ¡muchas gracias! c:

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias! significa mucho para mí que alguien disfrute leyéndome. Lo voy a tener muy en cuenta, gracias a vos :)

      Eliminar
  3. yo siempre he tenido la mala costumbre de darle mas importancia a lo que hay al otro lado de la montaña que al camino

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchos la tenemos, la clave esta en identificar cuando estamos en el camino y disfrutarlo, para cuando al llegar al otro lado, saber que lo aprovechamos bien.

      Eliminar